Con un poco de tinta viajaré a mi pasado,
viviré nuevamente esos viejos momentos,
lo que hice y deshice, pero quiero en las manos
sólo un poco de tinta y otro poco de tiempo.

Con un poco, una gota, podría desnudarnos
y darte en cada estrofa con mis versos mil besos;
y bebiendo la miel que brota de tus labios
se reavive mi alma para amarnos de nuevo.

Con tan poco, muy poco, viajaré a aquellos años
en que siendo tu pluma eras tú mi cuaderno,
y tatuarte otra vez al tenerte en mis brazos
sinónimos de mí en las líneas del cuerpo.

Con lo poco que escriba podré rememorarlo,
y evocar tu sonrisa en el mágico encuentro
en que nos dimos todo sin temor ni cansancio
y tu alma y mi alma despacio se fundieron.

Si escribir me propongo volveré a ser tu amado
y tus ojos de dicha dibujar con mi verbo,
en esta soledad puedo estar inspirado
con un poco tinta y otro poco tiempo.